Spanish English French German Italian Japanese Romanian Russian Urdu

Nuevo Libro en PDF

¡NOSOTRAS ESTAMOS CON VOSOTROS!

Este libro homenajea a las mujeres brigadistas, pero también españolas, antifascistas todas, que trabajaron en el frente y los hospitales para salvar la vida y curar a militares y civiles víctimas de la terrible agresión fascista.

BENICÀSSIM (1937-1938) A TRAVÉS DE LOS RECUERDOS DE BRIGADISTAS ALEMANES 

“Del 10 al 13 de octubre de 1936 el “Ciudad de Barcelona” navegó a lo largo de las costas españolas con las luces apagadas. Traía a los primeros voluntarios internacionales que  llegaban a defender a la República española. Ochocientos hombres de veinte nacionalidades, entre ellos seis médicos. El pequeño grupo sanitario desembarcó en Alicante. Estaba formado por  veinticinco personas: médicos, enfermeras y conductores de ambulancia incluidos......

Isabel Esteve, autora del libro, lo ha donado a la AABI con el objetivo de que sea publicado en la web de la Asociación y así tenga acceso a él quien lo desee, especialmente los brigadistas que aún viven, sus descendientes y amigos.


RECUÉRDALO TÚ

Una historia oral sobre la estancia de las Brigadas Internacionales en Madrigueras (Albacete)


Caridad Serrano, autora de RECUÉRDALO TÚ, ha donado este libro a la AABI con el objetivo de que sea publicado en la web de la Asociación y así tenga acceso a él quien lo desee, especialmente los brigadistas que aún viven, sus descendientes y amigos.

Memoriales BI en España

Monumento a las BBII en Morata

Hemos puesto en marcha un programa de identificación de los monumentos a las Brigadas Internacionales existentes en España, con el objetivo de crear un mapa internacional en colaboración con otras organizaciones brigadistas extranjeras e incorporarlo a la web. Necesitamos la ayuda de quien pueda conocer la existencia de algún monumento, cumplimentando la ficha adjunta.(Pincha aquí).

Mapa Memoriales BI


Mapa de los Memoriales de las Brigadas Internacionales existentes en España

Acceso Publicadores

En linea

Tenemos 92 invitados conectado(s)

Por fin publicada la novela de Regler

La Gran Cruzada


El escritor Gustav Regler fue uno de los muchos alemanes que se vio forzado a marchar al exilio tras la llegada de Hitler al poder en 1933. En París se alineó en la primera línea del combate cultural contra el fascismo galopante en Europa. Llegó a España en septiembre de 1936 con una delegación de la Asociación de Escritores Antifascistas para la Defensa de la Cultura que vino a prestar su apoyo a la española Alianza de Intelectuales Antifascistas liderada por Rafael Alberti. Cuando esta delegación  acabó su cometido Regler, en lugar de volver a París, decidió unirse a las Brigadas Internacionales en Albacete.  Fue nombrado vicecomisario de la XII BI y, en diciembre de 1936, comisario en sustitución de Luigi Longo, recién nombrado Inspector general de las BI. Estuvo en los combates de Madrid, Boadilla, Las Rozas, Jarama y Guadalajara. Al comienzo de la ofensiva de Huesca, en junio de 1937, fue herido de gravedad como consecuencia de una bomba que destrozó el coche en el que viajaba con el general Luckacs, jefe de la XII BI, que resultó muerto. Tuvo un largo periodo de recuperación y en 1938 regresó a Francia, donde comenzó a escribir esta novela.

La Gran Cruzada comienza en los combates, en noviembre del 36, de la XII BI en la Ciudad Universitaria. En los nueve capítulos de la novela  el autor va narrando las acciones en la que participó con la XII BI y finaliza con el comienzo de la ofensiva de Huesca. Al hilo de esta narración bélica, se enhebra el debate suscitado por las pugnas políticas dentro de las fuerzas republicanas y por las reacciones que suscitan las purgas de Stalin.

Los personajes reales se esconden bajo nombres figurados. Así Regler aparece como  el comisario Albert, el general Luckacz es el general Paul y el médico alemán Werner Heilbrunn es Werner, el médico jefe de la XII Brigada. Otros muchos otros personajes aparecen con sus nombres propios. El comisario Albert (Regler) articula el relato de la novela, pero el autor da también el protagonismo a otros personajes. Para Georg Pichler, autor del epílogo (en realidad un espléndido estudio crítico de la vida y obra de Regler) ésta es quizá la novela en lengua alemana que mejor narra las vivencias de los hombres (y las pocas mujeres) que se alistaron voluntariamente en las Brigadas Internacionales para luchar a favor de la República Española y en contra de un fascismo que había asolado sus propios países, un fascismo internacional que, en la versión ideológica del franquismo, amenazaba con arrollar también una España que cinco años antes se había convertido en una frágil democracia. La contienda se vivía como una hazaña compartida por todos los miembros de las unidades. Fiel a esta experiencia, La gran cruzada es una novela coral que relata las luchas de los combatientes de la XII Brigada desde diversos puntos de vista, y cuyo autor, uno de los escritores comunistas alemanes más activos en aquellos momentos, fue comisario político de esta misma Brigada.

Pero no sigamos hablando de La Gran Cruzada.  En el prólogo de la primera edición de la novela en inglés -insertado también en esta edición en español- su amigo Hemingway señala que éste "es un libro para leer, no para escribir sobre él".  Y aunque el autor lo ha escrito como novela, en realidad en ella la ficción es tan verosímil como la realidad: “Hay acontecimientos, afirma Hemingway,  tan grandes que un escritor/testigo está moralmente obligado a contar con el mayor realismo, sin pretender cambiarlos a través de la ficción.”

Puedes leer el estudio de Georg Pichler sobre esta novela en nuestra sección de Artículos

Si estás interesado en adquirir este libro puedes pedirlo a través de nuestra tienda online.

Exposición de Antoni Miró sobre el Hospital Sueco-Noruego de Alcoy


En Alcoy se están exhibiendo 43 obras del pintor alcoyano Antoni Miró sobre la historia del Hospital Sueco-Noruego. Este hospital se abrió gracias a la solidaridad de los pueblos de Suecia, Noruega y Dinamarca, que atendieron al llamado de los sindicatos obreros de esos países y de todo el mundo para ayudar a la democracia española atacada por el fascismo internacional.

Más información en la sección de Agenda


Placa en Inchicore a los 6 voluntarios de las Brigadas Internacionales

Como dijimos en el anuncio del acto, esta placa está dedicada a los seis voluntarios de Inchicore que fueron a España a combatir el fascismo. Sus nombres son: Tony Fox, Mick May, Bill McGregor, Joe Monks, Paddy McElroy, Bill Scott. Los tres primeros murieron en España.

El pasado sábado, 4 de mayo, la placa fue inaugurada ante una nutrida presencia de amigos de las Brigadas Internacionales. Aengus Ó Snodaigh, diputado del  Sinn Féin dijo que el Gobierno debería honrar la memoria de los que marcharon a ayudar al pueblo español en su lucha contra Franco y el fascismo. También hablaron Eugene McCartan, Secretario General del Partido Comunista de Irlanda, y Manus O'Riordan, hijo del ya fallecido Michael O'Riordan, líder de la asociación de brigadistas irlandeses y autor de "The Connolly Column", que muestra las peripecias de los voluntarios irlandeses en España. 

Gracias a estos amigos irlandeses que tanto están haciendo de su parte por honrar la memoria de los luchadores por la libertad.

Más información pinchando aquí

Atlas y geografía de las Brigadas Internacionales


Las Brigadas Internacionales, de Ediciones DAU, han sido cartografiadas por Víctor Hurtado en este libro que constituye el segundo volumen de su Atlas de la guerra civil española. Su condición de atlas ofrece claridad y entretenimiento, lo que refuerza el didactismo propio de esta clase de obras.
La introducción general está escrita por José Luis Martín Ramos, catedrático de Historia Contemporánea en la Universidad Autónoma de Barcelona. Tras ella el autor, economista y especialista en cartografía histórica, señala cronológicamente el devenir de las Brigadas en los siguientes apartados:

Antecedentes. Entre los meses de julio y octubre del 36 cientos de participantes de la Olimpiada Popular de Barcelona y otros voluntarios llegados poco después del golpe militar se unen en defensa de la República.
Los salvadores. Septiembre del 36 a enero del 37. Ofrece el nacimiento, concentración y entrenamiento en Albacete, participación en la defensa de Madrid, con la detención del ejército rebelde, y actuaciones en otros escenarios como Lopera.
Las grandes batallas. Enero a octubre del 37. La del Jarama, especialmente detallada, la de Guadalajara con italianos en los dos lados, las de la Granja y Huesca y especialmente las batallas de Brunete y Belchite.
El sacrificio. Diciembre del 37 hasta abril del 39. Da cuenta de la conquista y pérdida de Teruel por las armas republicanas, la desbandada de Aragón y la batalla del Ebro. Así mismo cuenta la retirada y despedida en Barcelona el 28 de octubre de 1938.
Quiénes fueron. Es el último apartado donde se reseñan su lucha en otros frentes, algunos de los nombres más destacados, las personalidades amigas de la República en guerra, así como la Aviación participante.

En cada uno de los mapas a todo color, que recogen los contenidos señalados, los textos explicativos enmarcan y aclaran el desarrollo de las batallas empleando símbolos muy claros del movimiento de las tropas, la composición de las unidades implicadas de ambos ejércitos, así como la topografía y peculiaridades militares que ayudan a seguir las disposición y avatares de los combates.

El libro, así pues, ofrece una visión de conjunto, pormenorizada en algunos casos, de la participación de las Brigadas y, sobre todo, atractiva gracias a su condición de atlas. Sin duda, oportuno y clarificador.

Si quieres comprar el libro, puedes pedirlo entrando en nuestra tienda on line o pinchando aquí.



Hannah Kaiser. Una historia entrañable

La historia de las Brigadas Internacionales no es solo la de las grandes batallas o frentes en que intervinieron. También fue la de esos médicos y enfermeras que dieron  una asistencia necesaria en momentos en que muchas vidas pendían del inseguro hilo de los cirujanos y de los cuidados asistenciales. Se conocen los casos de doctores como Norman Bethune o Edward Barski, de Reggie Saxton o Len Chrome, entre otros famosos médicos; pero quedan en la penumbra los más de 400 médicos y los más de 1000 enfermeros o enfermeras que atendieron con sacrificio y eficacia a los dañados por el combate. Ellos salvaron muchas vidas. Y, a veces, dieron a luz nuevas vidas, como es el caso de Hannah Kaiser, nacida en Benissa, donde sus padres ejercían como médico y enfermera del hospital que las BI tenían allí instalado.

Esta historia ha surgido ahora, de la mano de una visita que Hannah hizo recientemente, los días 28 y 29 de abril último, a esta población para conocer mejor sus raíces. Nuestros amigos Robert Llopis, principal impulsor de la memoria brigadista en esas tierras, y Renée Lugschitz, historiadora, hicieron posible este reencuentro.  Es una historia humana, que nos retrotrae a aquella gran historia de la solidaridad protagonizada por sus padres y los cerca de 40.000 jóvenes de todo el mundo que vinieron a este solar en ayuda del pueblo español asaltado por la barbarie fascista. La hemos conocido gracias a las informaciones proporcionadas por dos diarios, Información y El Mundo, ambos de Alicante. Las usamos, con agradecimiento,  para enhebrar este relato:

Pero tampoco queremos olvidar la labor paciente y constante que hacen historiadores locales que, como nuestro amigo Robert Llopis, contribuyen a mantener viva su memoria. Gracias a él y a sus compañeros hay un memorial a las BI en Benissa y todos los años se celebran unas jornadas y un homenaje a las mismas a finales de octubre.

Leer más...

Mural a los voluntarios irlandeses de la XV BI

Nos ha llegado esta información de nuestros amigos de Irlanda del Norte, que recientemente estuvieron con nosotros en la 6ª marcha del Jarama.

Teach na Fáilte,  un grupo de apoyo a los ex prisioneros republicanos socialistas irlandeses, inauguró el pasado 20 de abril un mural a la memoria de los hombres en Belfast que lucharon contra el fascismo con la XV Brigada Internacional en la Guerra de España [1936-39]. El mural se encuentra sobre el Muro Internacional situado en Northumberland Street, junto a la Peace Line.

En el 77 ª aniversario de la Guerra Civil Española, Teach na Fáilte consideró importante recordar a estos hombres con visiones enfrentadas sobre el territorio de Irlanda, pero unidos por el vínculo común que les llevó a defender la democracia amenazada en España por el fascismo. Aquellos voluntarios que combatieron el fascismo en España son parte de la historia de la clase obrera y, por encima de los sectarismos que dividen (católicos-protestantes, o nacionalistas-unionistas), hay que establecer un sentido de orgullo en los comunes esfuerzos por un mundo mejor. Por todo ello Teach na Fáilte está promoviendo, junto con otros grupos, murales, placas memoriales y actos públicos que recuerdan y honran  esta historia de solidaridad. 

Homenaje en Irlanda a Charlie Donnelly y a Ben Murray


El día 27 de febrero de 1937 murió Charlie Donnelly en el último día de la batalla del Jarama. Un año más tarde, el 14 de marzo de 1938, cayó Ben Murray durante las Retiradas de Aragón.

Los Amigos de Charlie Donnelly (FCD) promovieron hace tiempo sendos memoriales: uno en la tierra irlandesa donde nació y el segundo en la tierra española en que descansa. El primero se encuentra en Dungannon, lugar de nacimiento de Charlie. El segundo memorial se encuentra en el parque de Miralrío, en Rivas-Vaciamadrid. Este fue inaugurado en febrero 2010 con el concurso del Ayuntamiento de Rivas, la Embajada de Irlanda y la AABI, dentro de los actos conmemorativos del Jarama.

Inauguración del memorial a Ben Murray en Aughnacloy (Irlanda del Norte)

La recién creada FIBI (Friends of the International Brigades in Ireland)  tiene una actividad incansable y encomiable. El pasado año, aparte de organizar homenajes a George Brown, Peter Daly y otros,  puso en marcha el Primer Concurso Escolar de trabajos sobre las Brigadas Internacionales. El resultado lo sabemos: Eoin McDonald, un joven estudiante de Wexford (de donde era Peter Daly) ganó el concurso con un brillante trabajo.

Leer más...

76º aniversario de la batalla del Jarama

6ª marcha del Jarama 16-febrero-2013

alt

Soledine y Jean Paul Chantereau, de ACER, delante del monumento a las BI. Foto A. Torrico

Una temperatura tenuamente cálida anunciaba a las 10 de la mañana que las más de 300 personas reunidas entre el Restaurante El Alto y la fábrica de Portland Valderrivas iban a pasar una jornada especial.

Y, efectivamente, la larga serpiente de paseantes inició la marcha con tesón y alegría. De hecho era una columna internacional: 60 británicos, 55 irlandeses, 20 franceses, varios norteamericanos, italianos y alemanes daban una fuerza  intensa a una marcha en la que podían verse gente de todas las edades: papás con sus niños, jóvenes y esa gente mayor que no desmaya en su lucha resistente y que sigue viendo en la lucha de los internacionales un ejemplo a seguir.

Este año la ruta se centró en los lugares donde luchó la XIV BI entre los días 14 y 27 de febrero. Fueron unos combates intensos que David Loriente, el guía de la marcha, supo describir y narrar con maestría. La columna siguió aproximadamente la misma ruta del ferrocarril del Tajuña y llevó a los paseantes a visitar dos enclaves espaciales: las trincheras y fortines situados al sur de la fábrica de Valderrivas y las primeras trincheras excavadas por el batallón Lincoln.

El paseo satisfizo las expectativas y llevó a los más de 300 participantes (Eddie O'Neill nos corrige el dato y dice que había, al final, unos 500) a rendir tributo a los combatientes de la batalla en el gran monumento de Chirino dedicado a las Brigadas Internacionales. Pero antes del acto oficial los paseantes fueron gratamente sorprendidos por los compañeros del Partido Comunista de Getafe y Pinto que, como otros años, ofrecieron la megafonía y el avituallamiento: vino, naranjas y bocatines que endulzaron los sudores y las penas, si las hubo, de la larga caminata de 7 km.

Y luego llegó el homenaje, iniciado por los compañeros de ACER (Amigos y combatientes de la España republicana) que recordaron a sus compañeros franceses (más de 10.000, la aportación más numerosa) que lucharon en todas las Brigadas Internacionales con, en general, alto espíritu de sacrificio. A continuación Marisa González, venida de Valencia, leyó un poema escrito por el voluntario norteamericanos Edwin Rolfe: Elegía por nuestros muertos. Especial relieve tuvo la canción compuesta por Enrique Díaz y dedicada a marcar la memoria de la batalla y de sus luchadores. Enrique la interpretó acompañado de un ravel que sonó como un grito de dolor y rabia en aquella colina junto al valle del Tajuña. La Internacional, cantada en varias lenguas y versiones, coronó aquel homenaje en el que los combatientes estuvieron representados por cuatro veteranos: lJoseph y Vicent Almudéver, brigadistas, acompañados por Juan Antonio Mayoral y José Villalba, a quienes acompañaba Luz Alonso, una joven antifascista durante la guerra y después.

Luz Alonso, José Villalba, Juan A. Mayoral, Salvador Bofarull, Joseph y Vicent Almudever.           Foto Bern Kolter

 A las 2:30 de la tarde se procedió a la inauguración, en el Museo de la batalla del Jarama, de la segunda estatua hecha por Goyo Salcedo a base de material bélico encontrado en el campo de batalla del Jarama. La idea responde de forma genial a la intuición que Tom Wintringham (el “Capitán inglés” del batallón británico) expresó en su poema “Monumento”: 

Recoge entonces, bajo el profundo cielo, todos estos metales y
fúndelos; toma unos trozos de tierra y
mézclalos; añade algunas balas
y los recuerdos de la muerte…
Habrás ganado la victoria, pueblo de España…

El año pasado, durante la 5ª marcha del Jarama, fue inaugurada la primera estatua a un soldado desconocido que Goyo Salcedo denominó "Tributo desgarrado en metralla del Jarama". Durante el acto el nieto del poeta, Nils Wintringham, leyó el poema de Tom.

El autor, Goyo Salcedo, con su segunda obra: Guerra. Cuerpo de mujer. En una sala del Museo de la Batalla del Jarama. Foto de Oscar Rodríguez

 Goyo explicó que esta nueva estatua está dedicada a las víctimas civiles de la guerra, las mujeres y niños que sufrieron los bombardeos de la Legión Cóndor y de la Aviación Legionaria italiana en Madrid, Guernica, Barcelona y también en Morata de Tajuña. Y, efectivamente, se trata de un torso de mujer sin cabeza y sin brazos, toda una alegoría ajustada de la barbarie fascista. La labor histórica y memorialista que Goyo hizo al crear este museo –una labor titánica hecha con su esfuerzo, sin subvenciones de ningún tipo, pero con el apoyo de Pilar Atance, dueña del Mesón el Cid que le cedió el local– ha sido completada por estas dos aportaciones artísticas que dan más fuerza y aliento aún a las humildes salas del museo. Invitamos a todo el mundo a visitarlo e incluso a seguir apoyando su extensión y enriquecimiento bien con nuevos documentos o materiales, o  bien con las necesarias ayudas económicas para continuar y expandir este hermoso proyecto.

Homenaje a los centenares de víctimas de la batalla enterrados en el cementerio de Morata de Tajuña

Tras una comida de hermandad en el Mesón el Cid, saturada de emociones y alegría, los más de 200 “cofrades” acudieron al cementerio de Morata de Tajuña, a rendir homenaje a los  casi 3.000 republicanos españoles e internacionales muertos durante la batalla. Estaba presente el recuerdo de François Mazou, el voluntario francés del batallón Six Fevrier que por primera vez inició una lucha obstinada por rescatar la memoria de lo que el llamó “los olvidados del Jarama”. Finalmente lo consiguió, cuando en 1994 se erigió una placa memorial en el lugar del cementerio donde fueron arrojados con saña, tras la victoria franquista, los restos que habían sido depositados con respeto y dignidad durante aquel mes de febrero de 1937.

El recuerdo fue también para Bob Doyle, que contribuyó de forma decisiva al acudir al expremier británico, el conservador Mr. Heath, para que intercediera ante la refractaria actitud de los gobiernos socialistas a atender aquella solicitud. Fue además este brigadista irlandés quien, en 2003, inició las conmemoraciones anuales del Jarama que ahora se han convertido en una marcha anual que crece en cantidad e intensidad.

Fotos de Andres Torrico

Fotos Bern Kolter 1

Fotos Bern Kolter 2

Fotos de Óscar Rodríguez

Tienda online

Visita nuestra tienda

Agrupación musical AABI

Serrat-Miguel Hernández

Monumento a las Brigadas Internacionales en Ciudad Universitaria  


Colabora con nosotros


Si piensas que el legado y la memoria de las Brigadas Internacionales no deben ser olvidados, y quieres colaborar con nosotros, puedes hacerlo de diversas maneras: asociándote a la AABI, colaborando en nuestras actividades o apoyando económicamente.
Ten en cuenta que nuestras actividades son gratuitas y se hacen de forma voluntaria por nuestros socios y amigos. Realizarlas supone unos gastos que no se compensan con las cuotas de los socios o las ventas que hacemos de nuestros libros y productos. No tenemos ya subvención alguna.
Si quieres que nuestros proyectos y actividades salgan adelante, puedes asociarte o bien realizar aportaciones a través de esta cuenta en:


Bankia

Cuenta nº:

2038 0603 2760 0676 8006

IBAN:

ES31 2038 0603 2760 0676 8006

BIC: CAHMESMMXXX


O atraves de PayPal


Aunemos esfuerzos para que el ejemplo de los Brigadistas sea un espejo en el que las nuevas generaciones puedan reflejarse.
Su recuerdo permanece vivo en nuestra memoria y en la de sus familiares en tantos países del mundo, que siguen con interés los homenajes y actos que les tributamos con nuestro trabajo voluntario.

Copyright © AABI 2010. All Rights Reserved.