cronica jarama 15

8ª Marcha memorial del Jarama

Como venimos haciendo desde hace 13 años, cuando con Bob Doyle iniciamos esta conmemoración, el pasado 21 de febrero tuvo lugar la 8ª marcha del Jarama. El tiempo -niebla y lluvia al principio- lejos de desanimar, encorajinó aún más a los 600 participantes que, de esa manera, pudieron acercarse a las duras condiciones en que tuvo lugar aquella batalla contra las tropas fascistas que intentaban tomar Madrid.

Las explicaciones de la batalla hechas por nuestro guía David Loriente, así como las canciones interpretadas por el Grupo Musical de las BI, fueron marcando las distintas etapas del camino de 7,5 km que nos llevó al memorial de Charlie Donnelly, donde hicimos el acto final.

Vídeo de la Marcha del Jarama realizado por Carlos Melchor

Un momento muy emotivo se vivió cuando, en el acto final de la Marcha, Ray Hof, hijo de Harold S. Hof, del batallón Lincoln, evocó las primeras muertes de la unidad. Fue el 16 de febrero, el día de la llegada al Jarama. Dos camiones equivocaron el camino y se internaron por un camino equivocado. Los voluntarios fueron capturados por los soldados franquistas y fusilados de inmediato. El Diario de operaciones del General Varela dice que “se cogieron 18 prisioneros en su mayoría norteamericanos y un helénico con dos camiones y un aparato de radio”, pero silencia la ejecución sumaria de la mayoría. Uno de los conductores era el canadiense Thomas Becket. Su nombre y el de todas estas primeras víctimas fueron pronunciados y su memoria honrada por primera vez en el Jarama.

Video enviado por Isabel Esteve y Aitana Llopis.

Agradecemos a todos su participación, tanto a los que lo hicieron físicamente como a los que nos acompañaron en espíritu. Fu especialmente conmovedora la presencia de Patricio Azcárate Diz, que a sus 17 años trabajó como traductor con las unidades internacionales durante la batalla del Ebro, y de Luz Alonso, joven que participó en la defensa de Madrid en los años del asedio fascista.Es justamente el espíritu de las Brigadas Internacionales el que nos anima a seguir recordándoles y a proseguir su lucha por los ideales de libertad, igualdad y justicia por los que ellos lucharon.

Ahora bien, antes y después de esta Marcha realizamos una serie de actividades que merece la pena reseñar, aunque sea brevemente.

El jueves 19 se proyectó en la Biblioteca Valdecilla, con éxito de público, el Musical Goodbye Barcelona, de Karl Lewkowicz. Esperemos que pronto esta obra esté presente en un escenario madrileño. Ya se estrenó el año 2012 en el Teatro Arcola de Londres y al año siguiente en Barcelona, en su versión catalana. Solo hace falta que ahora pueda verse en castellano en Madrid y otras ciudades.

Homenaje a los voluntarios escoceses e internacionales en el cementerio de Tarancón. Foto Óscar Rodriguez

El viernes 20 se rindió homenaje en el cementerio de Tarancón a los escoceses muertos en la batalla del Jarama En el acto -organizado y coordinado por la sección escocesa de la IBMT, la AABI, y la ARMH- se leyeron los nombres de los voluntarios escoceses alternándolos con los de aquellos lugareños de Tarancón que murieron víctimas de la represión franquista, seguido de un minuto de silencio y el canto de La Internacional. Máximo Molina, presidente de la ARMH de Cuenca, reivindicó la memoria de los represaliados, y la petición de instalar un monumento para recordarlos, la cual ha sido ignorada por el Ayuntamiento, así como la petición para visitar el refugio antiaereo y el Hospitalillo. Esperamos que esta situación cambie para el año que viene y así los visitantes internacionales sean recibidos con más interés por parte del Ayuntamiento, cuyo único representante en el cementerio fue el concejal Juan García, concejal de Urbanismo.

El mismo viernes por la tarde se presentó en el Ateneo de Madrid la 8ª marcha del Jarama y se entregó el premio al estudiante irlandés Anthony Collins, ganador del Concurso Escolar de Ensayos sobre las Brigadas Internacionales. Anthony leyó con soltura su ensayo realizado en el Dunshaughlin Community College, un colegio público del Condado de Meath situado 20 km al NO de Dublín. Felicitamos a nuestros compañeros de FIBI por la organización de este Concurso que permite extender a la juventud actual el conocimiento de aquellos jóvenes luchadores antifascistas de los años treinta.

Y el domingo 22 hicimos un paseo guiado por la Ciudad Universitaria desde la Plaza de la Moncloa hasta el monumento de las Brigadas Internacionales. Asistieron cincuenta personas, y nos congratulamos de aunque sean pocas, siempre haya gente nueva que agradece conocer hecho y aspectos que nunca conocieron a pesar de haber pasado cuatro o cinco años estudiando en este Campus. En el homenaje final hablaron la presidenta de la AABI, Almudena Grandes, y Kerstin Hommel, presidenta del KFSR (Combatientes y Amigos de la España Republicana). Esta nos invitó a participar en los actos conmemorativos del 80 aniversario de la creación de las Brigadas Internacionales que tendrán lugar en octubre de 2016.

Fotos de Óscar Rodríguez

Fotos de Bernard Kolter

Información en Diagonal con fotos de Álvaro Minguito

Acto en Tarancón: Fotos de Óscar Rodríguez

Escrito de Paco Gómez a propósito de la 8ª marcha del Jarama:


Tres canciones para la solidaridad

La noche de antes había llovido y los caminos estaban embarrados. El cielo muy nublado, con niebla y al poco tiempo del paseo el barro se acumulaba en el calzado de los animosos marchadores. La mañana plomiza apenas dejaba ver el paisaje y sólo las banderas tricolores y otras, igualmente amigas, marcaban la colorida senda republicana

El cancionero de las Brigadas Internacionales es extenso y en varias lenguas, pues aquellos voluntarios de la libertad lucharon con valor, mantuvieron sus certezas y siempre la alegría.

Michel Philipe Büchser acompaña con el acordeón al Grupo Musical. Foto de B. Kolter

En la 1ª parada del recorrido el grupo musical de las Brigadas Internacionales, promovido por la AABI y dirigido por Juan Sotres, se prepara para cantar La columna Thälmann, justo antes un ligero chaparrón anuncia un mal presagio meteorológico para el día, pero fue sonar el acordeón y empezar a cantar y la lluvia se detuvo para contradecir el refranero, se equivocó de cabo a rabo y el himno contuvo al agua:

Mi tierra dejé
Y a España juré
Que ella siempre será ¡Libre!

Y ya nada de cielos plomizos mientras el sol se abría paso entre las nubes. Con el sol radiante llegamos al humilde monolito dedicado a Kit Conway. A poca distancia, iluminada con la limpia y fresca luz de la mañana, entre campos de olivos la Colina del Suicidio, donde dejaron su vida más de un centenar de ingleses e irlandeses y un número mayor de heridos. ¡Qué ocasión para recordarlos! El grupo, acompañado por quienes quisieron unirse, cantó el Jarama Valley , “donde tantos bravos camaradas cayeron” y las notas crecieron fuertes y alegres, sentidas y vivas entre la concurrencia, al lado del viento que agitaba las banderas y que las llevaría donde sólo él sabe su destino.

Foto de Óscar Rodríguez

El homenaje a los brigadistas se cerraba al lado del monolito recientemente restaurado, piedra a piedra de forma artesanal, dedicado al poeta irlandés Charlie Donnelly y a todos los de la Brigada Lincoln. De los 450 que iniciaron el ataque del 27 de febrero (el último ataque de aquella batalla de tres semanas), 127 murieron y 200 quedaron heridos. Del propio Charlie es la frase “hasta los olivos están sangrando”, que pronunció poco antes de morir de un balazo en la sien, tenía 22 años.

En aquella pequeña elevación al lado del memorial y de las flores, rodeados de muchos amigos -tantos que la escasa megafonía no podía llegar a todos- cantamos la Marcha de las Brigadas Internacionales:

…mas la patria no la hemos aún perdido,
nuestra patria está hoy ante Madrid.

Esta ciudad, tan defendida entonces ante la embestida fascista, se sitúa a pocos kilómetros, y crece la esperanza y la alegría, la misma de aquellos que nos precedieron.